El Caso Odyssey III. Julio de 2007

Hacía tiempo que no escribía sobre mi crónica particular del caso Odyssey aún habiendo “prometido” tal serie de artículos. Tras los dos primeros artículos -El "Caso Odyssey". Mayo de 2007 y El "Caso Odyssey" II. Junio de 2007- dejé de lado esta crónica aún con la repercusión que tuvieron las dos entregas anteriores. Un especialista en este caso se puso en contacto conmigo y me facilitó información sobre el caso que le afectaba directamente, pero un problema informático me privó de la información recabada para la redacción de la crónica, y la falta de tiempo para su elaboración, aplazaron la continuación. No obstante, me he puesto manos a la obra y continuaré con la crónica de esta historia.

Esta noticia, que todavía continúa, a día de hoy parece que haya perdido gas. El contencioso y las acciones legales continúan pero el boom informativo parece haberse apagado. Desde la óptica de los medios, la gran historia sobre el “pillaje arqueológico” no tiene razón de ser que continúe siendo explotada con la energía con la que comenzó. En mi caso, y con los medios que tengo a mi alcance he decidido retomarla, aún a sabiendas de que hoy ya no interesa como en un principio.

Retomando los artículos anteriores, el caso se había quedado en un “malentendido” a consecuencia de una campaña publicitaria. Un “malentendido” provocado por empresas privadas que tensó las relaciones entre la España y Reino Unido [1] y del que una de ellas se quitó “el muerto de encima”. Por otro lado, comenzaron a “rodar cabezas”, como la de la ministra Carmen Calvo [2].

La primera referencia de prensa del mes de Julio, corresponde a las declaraciones de Javier Noriega, arqueólogo de Nerea, al diario ABC, que titula “No puedo entender por qué dejamos a Odyssey seis años en el Estrecho”. Sirviendo como resumen a lo acontecido hasta el momento, Javier Noriega, se confesaba “harto de intervenciones arqueológicas sin permiso, rescate de oro y plata, tesoros de mentirijilla, concursos de TV, barbaridades que no debemos aguantar” y recordaba el atentado contra la legislación vigente respecto a Patrimonio, así como la posición de la UNESCO respecto a las actividades de la empresa cazatesoros en el Estrecho y su sospecha respecto al verdadero origen del Sussex, rescatado por Odyssey anteriormente. [3]

A primeros de julio, el tesoro del Black Swan se encontraba en Tampa mientras que los barcos de Odyssey permanecían en Gibraltar y continuaba la presión jurídica contra la actividad de Odyssey. En el caso de que el hallazgo del Cisne Negro se hubiera dado lugar en aguas de jurisdicción británica, la compañía Odyssey habría quebrantado también la legislación británica según José María Lancho, abogado de Nerea.
Según ABC, el abogado, alude a que la “Ley de Marina Mercante obliga a quien encuentre restos de un naufragio y los lleve a Gibraltar a efectuar una declaración y someterse a un procedimiento legal ante una autoridad administrativa denominada «Reciever of Wreck», algo que «Odyssey no cumplió, amparado en el secretismo». El «Reciever», función que ejerce la autoridad portuaria, verifica las reclamaciones de propiedad de los restos rescatados del mar (artículos 159 y siguientes de la mencionada Merchant Shipping Act of Gibraltar). Este abogado subraya, y así se lo recuerda a las autoridades españolas, que «Gibraltar posee un sistema de normas capaz de verificar la verdadera titularidad de los restos arqueológicos rescatados por la empresa Odyssey y, en su caso, comprobar los derechos españoles»”.
Añade también la referencia normativa del aeropuerto gibraltareño ante la rápida saca del material arqueológico a EEUU. Según Lancho, “El territorio de Gibraltar no tiene un tratamiento jurídico uniforme por el Reino de España ni por el Reino Unido, y en concreto el aeropuerto ofrece una singularidad que le reconocen todas las partes”, teniendo en cuenta que en 2002 el Reino Unido aceptó el principio de soberanía conjunta con España. A esto añadió "En esta circunstancia debemos examinar si un territorio de soberanía española puede ser apto para perfeccionar delitos, con independencia de la situación administrativa de éste. Y la Ley de Contrabando prevé la cualificación de delito para quienes saquen del territorio español bienes que integren el Patrimonio Histórico", concluyendo "Odyssey exportó bienes arqueológicos, lo cual les otorga la cualidad legal en España de patrimonio histórico y su exportación es de iure ilegal" [4] Su explicación la deja clara de su puño y letra en un artículo de ABC [5].

Ya con Molina en el ministerio de Cultura El día 12 se apresó al Ocean Alert y se trasladó a Algeciras con la escolta de la Guardia Civil con el objeto de proceder a su registro ante la discrepancia de las autoridades británicas al declarar que “las autoridades españolas que "no tienen derecho" a apresar un barco "en aguas internacionales" si no cuentan con permiso del país de bandera del buque[6]. Odyssey participó de la opinión británica interponiendo una denuncia a la Guardia Civil por el apresamiento que consideran ilegal [7], afirmando que se procedió a la inspección en el mar y no en el puerto [8].

Mientras tanto, se conjeturaba con la verdadera identidad del Cisne Negro. En una pequeña reseña de un artículo de El País se mencionaba esto: “en un principio, las sospechas se centraban en el Mar de Alborán, otra hipótesis empieza a emerger -nunca mejor dicho- entre los arqueólogos e historiadores españoles, entre ellos, Juan Manuel Gracia Menocal, del Ateneo de Madrid. Es también la hipótesis a la que más crédito se ha dado en las últimas semanas en el Ministerio de Cultura. Se trata del Nuestra Señora de las Mercedes, una fragata volada en octubre de 1804 en la batalla del Cabo de Santa María, en la que la flota de cuatro barcos comandada por el brigadier Bustamante fue atacada y vencida por una británica al mando del comodoro Graham Moore. Los barcos ingleses apresaron a la Mercedes y a otras cuatro fragatas cargadas de una fortuna de tres millones de pesos.
El hundimiento de la Mercedes ocurrió frente a las costas del Algarve. Según el informe de la sociedad ateneísta, hay registros de AisLive compatibles con las operaciones de Odyssey en la costa portuguesa. A falta de que avance la investigación oficial, esta hipótesis sólo se añade a la confusión creada por los movimientos y la falta de información por parte de la empresa Odyssey.
Los restos de la fragata Nuestra Señora de las Mercedes se convirtieron en un mito para los cazadores de tesoros del siglo XX y la batalla que acabó con ella bajo el mar en una historia paso a paso reconstruida. La flota española estaba compuesta por el Medea, el Fama, el Mercedes y el Santa Clara. Una armada con 148 cañones y un total de 1.089 hombres.
La botadura de Nuestra Señora de las Mercedes había sido en La Habana en 1789, y en él navegaban 282 hombres, de los que murieron 249. Su comandante era José Manuel de Goicoa y Labart, que se vio abatido por el Amphion, con 250 hombres al mando de Samuel Sutton””. [9]

Tras la acción del apresamiento del buque por parte de las autoridades españolas, Londres, en un primer momento opuesto a ellas, cambió su parecer pidiendo a Odyssey que "coopere con las autoridades españolas" y lleve su otro barco a Algeciras, en este caso el buque insignia: el Explorer [10]. Esta reconsideración parece ser debida a la nota verbal enviada por el Gobierno español ante la calificación de ilegal a la actuación de apresamiento del buque [11].

Tras el registro, el Ocean Alert salió de Algeciras [12]. Mientras tanto, en la prensa aparecen reportajes acerca de los permisos que se habían concedido a Odyssey en 1999 con motivo del rescate del Sussex en el mar de Alboran, como colaboración con el gobierno británico para el rescate del pecio de bandera inglesa. Según indica el artículo “España no quería interponerse y además, varios cargos del Gobierno vieron en ese acuerdo un modelo a seguir para rescatar la enorme cantidad de pecios que España tiene en los fondos marinos de otros países del mundo”. [13]

Con el proceso judicial abierto y las hipótesis que apuntan a que el pecio era de bandera española [14], Odyssey continuó aplazando conforme a su actitud nada transparente. En este caso, solicitó un aplazamiento para entregar los informes sobre el pecio. Su alegato fue el requisamiento de los datos del informe por la Guardia Civil en el momento de la captura y posterior registro del Ocean Alert: “Desgraciadamente, la reciente e ilegal captura y registro y el continuo bloqueo a nuestra nave "Odyssey Explorer" han descarrilado el trabajo desarrollado por nuestro equipo legal” según el comunicado de Melinda MacConnel, asesora legal de Odyssey [15]. En el comunicado también incluyó que “En el caso de que España u otra nación confirmen sus derechos legales sobre el yacimiento arqueológico, Odyssey destacó en un comunicado que se «aplicaría la concesión de rescate del tribunal del Almirantazgo» británico, que entrega hasta el 90% del pecio extraído a la empresa responsable de su recuperación”. [16]

Esta solicitud fue posterior a la petición de prórroga al gobierno español, el cual rechazó de pleno. El Ministerio de Cultura fue tajante: "España no negocia con cazatesoros", así como rechazó una segunda fórmula de colaboración: un reparto conjunto de los objetos de valor extraídos, lo que no supondría un incumplimiento de la Ley de Patrimonio Histórico. [17]
Ante la solicitud de aplazamiento, el abogado representante de España, James Goold, declaró que “«Odyssey ha tenido tiempo de sobra para reunir la documentación pedida y ha fracasado». El abogado norteamericano también señaló ayer que «no puedo predecir en este momento la decisión que tomará el magistrado, pero está bien claro que el plazo era más que suficiente»[15].
Con esto finalizo la crónica para el mes de julio de 2007 respecto al caso Odyssey. Espero preparar las correspondientes a los siguientes meses sin tanta demora y continuar la publicación de la crónica. Como es costumbre, resumiré los puntos más importantes de lo acontecido.

Aumentan las acciones legales entre el gobierno español y Odyssey.
El gobierno británico mantiene una postura ambigua respecto al caso.
Odyssey intenta cualquier medio para no facilitar una información transparente sobre el hallazgo.

Ante ésto cabría preguntarse, si Odyssey mantiene que el pecio no es español, ¿por qué intenta mil excusas, aplazamientos y ocultación de información?

FUENTES

[1] ABC. Los tratos con cazatesoros pueden dejar a Gran Bretaña «sin derechos morales» [en línea]. [Madrid]: ABC, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-04-07-2007/abc/Cultura/los-tratos-con-cazatesoros-pueden-dejar-a-gran-breta%F1a-sin-derechos-morales_1634067365554.html

[2] FONTOVA, N. Aprender de fracaso en fracaso [en línea]. [Bilbao]: La Voz Digital, 2007 [Consulta: 24/03/2007] http://www.lavozdigital.es/cadiz/prensa/20070707/espana/aprender-fracaso-fracaso_20070707.html

[3] GARCÍA CALERO, Jesús. Javier Noriega: «No puedo entender por qué dejamos a Odyssey seis años en el Estrecho» [en línea]. [Madrid]: ABC, 2007 [Consulta: 24/03/2007] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-02-07-2007/abc/Cultura/no-puedo-entender-por-que-dejamos-a-odyssey-seis-a%F1os-en-el-estrecho-javier-noriega-_-arqueologo_1634026840336.html

[4] GARCÍA CALERO, Jesús. Odyssey incumplió las leyes británicas de Patrimonio que rigen en Gibraltar [en línea]. [Madrid]: ABC, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-04-07-2007/abc/Cultura/odyssey-incumplio-las-leyes-britanicas-de-patrimonio-que-rigen-en-gibraltar_1634067371659.html

[5] LANCHO, José María. La Estrategia de Odyssey [en línea]. [s.l.]: ABC, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-21-07-2007/abc/Opinion/la-estrategia-de-odyssey-_16449480050.html

[6] AGENCIAS. España y Reino Unido discrepan sobre el barco apresado del Odyssey [en línea]. [Madrid]: Diario Vasco, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.diariovasco.com/20070712/aldia/odyssey-acusa-guardia-civil_200707121313.html

[7] VOCENTO MTV. Odyssey denuncia que la Guardia Civil ha interceptado uno de sus barcos "ilegalmente" [en línea]. [s.l.]: Ya.com, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://noticias.ya.com/espana/12/07/2007/odyssey-ilegalmente-guardiacivil.html

[8] VOCENTO MTV. Odyssey afirma que las autoridades españolas le indicaron que inspeccionarían uno de sus barcos en el mar, no en puerto [en línea]. [s.l.]: Ya. Com, 2007 [Consulta:24/03/2008] http://noticias.ya.com/sociedad/12/07/2007/odyssey-guardiacivil-tesoro.html

[9] ROMAGUERA, C y DE CÓZAR, A. ¡Al abordaje! [en línea]. [Algeciras/Madrid]: El País, 2007 [Consulta: 24/03/2007] http://www.elpais.com/articulo/revista/agosto/abordaje/elpeputec/20070713elpepirdv_1/Tes

[10] VOCENTO MTV. El Gobierno reitera en una "nota verbal" la posición española tras el apresamiento de un barco de Odyssey [en línea]. [s.l.]: Ya.com, 2007 [Consulta:24/03/2008] http://noticias.ya.com/espana/13/07/2007/odissey-apresamiento-gobierno.html

[11] VOCENTO MTV. Londres pide a Odyssey que "coopere con las autoridades españolas" y lleve su otro barco a Algeciras [en línea]. [s.l.]: Ya.com, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://noticias.ya.com/sociedad/16/07/2007/londres-odyssey-espana.html

[12] [s.n.]. El 'Ocean Alert' deja Algeciras [en línea]. [s.l.]: El Correo Digital, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.elcorreodigital.com/vizcaya/20070719/sociedad/ocean-alert-deja-algeciras-20070719.html

[13] DE CÓZAR, Álvaro. Odyssey tenía permiso de rastreo [en línea]. [Madrid]: El País, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.elpais.com/articulo/revista/agosto/Odyssey/tenia/permiso/rastreo/elpepucul/20070722elpepirdv_2/Tes

[14] DE CÓZAR, Álvaro. ¿Quieren que saquemos su tesoro? [en línea]. [Madrid]: El País, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.elpais.com/articulo/revista/agosto/Quieren/saquemos/tesoro/elpeputec/20070723elpepirdv_3/Tes

[15] T.D. Odyssey ha tenido tiempo de sobra para reunir la documentación [en línea]. [Madrid]: ABC,2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-25-07-2007/abc/Cultura/odyssey-ha-tenido-tiempo-de-sobra-para-reunir-la-documentacion_164105801329.html

[16] EFE. Odyssey solicita un aplazamiento para entregar los informes sobre el pecio [en línea]. [s.l.]: La Voz de Galicia, 2007 [Consulta: 24/03/2007] http://www.lavozdegalicia.es/sociedad/2007/07/24/0003F73FF6A4D4A6BC830198CE82F0068761.htm

[17] EFE. Odyssey pide prórroga [en línea]. [Madrid]: ADN, 2007 [Consulta: 24/03/2008] http://www.adn.es/cultura/20070724/NWS-2036-Odyssey-prorroga-pide.html